domingo, 11 de diciembre de 2011

Capítulo 11. Hormigas en las manos

Ilustración de Clara Varela

—Luis, mon amour, ¿puedes entrar? —La última excentricidad de Salvador es hablarle como las putas parisinas.
En la habitación, Salvador, sentado en la cama y vestido con un batín de seda, se impregna los bigotes con huevo batido. A su lado reposa una virgen de escayola robada. Desde la pared del fondo, un hombre calvo les apunta con una pistola con silenciador.
Chéri, este señor quiere hablar con nosotros.
—Disculpen la intromisión —dice con una sonrisa—. Supongo que, dadas las circunstancias, preferirán que vaya al grano: tengo un interés particular en esa teoría de la que hablan en sus tertulias... Ya saben, la piel del tiempo.
Salvador y Luis se miran en silencio.
—Eso no es nada —dice Luis—. Se trata de un concepto artístico, ético, diría...
Une boutade, mais oui...
—¡No bromeen, caballeros! La piel del tiempo no solo será el arma más poderosa conocida, será... la inmortalidad. Mis científicos están a punto de desvelar sus secretos, pero necesito conocer lo que a la ciencia se le escapa: las implicaciones, las consecuencias... En resumen, lo que ustedes parecen saber.
—Pero si no sabemos nada...
El hombre destroza la virgen de escayola de un disparo y apunta a Luis a la cabeza.
—Se trata de conceptos inefables... Necesitaríamos...
—Veinticinco mil pesetas —interviene Salvador.
Luis le sigue el juego y aclara:
—Lo explicaremos con una película.
El hombre los mira y se pasa la mano por la calva. Parece sopesar si le engañan. Tras unos instantes, se acerca a una mesa, saca un talonario del bolsillo y extiende un cheque. Antes de irse dice:
—Quiero la cinta en tres semanas. Solo habrá una copia, ¿entendido? No jueguen conmigo, tengo buena puntería.
En cuanto sale, Salvador corre a por el cheque.  
¿Una sola copia? ¡No bromee, caballero! dice Luis con sorna mientras se sienta a la máquina de escribir. De repente, deja de teclear y pregunta:
—¿Crees que es prudente dejar información tan peligrosa a la vista de todos?
Salvador no contesta y Luis continúa escribiendo. Al amanecer, terminan el guion. No lo titulan La piel del tiempo, sino Es peligroso asomarse al interior. Luego se miran, se acuerdan de Federico y lo titulan Un perro andaluz. 
Después de releer los folios, Salvador por fin contesta:
—¿Y tú crees que alguien va a entender esto, mon petit garçon?


Texto de Fernando Vicente Galve (Depropio)

32 comentarios:

Sara Lew dijo...

¡Sorprendente el capítulo de hoy! La palabra que se me viene a la mente para definir texto e ilustración: SURREALISTA.

Y me parece genial!

Enhorabuena a los artistas.

Luisa Hurtado González dijo...

Fer, m'has matao.
Me lo estaba temiendo pero una de chantajes con unos homoxesuales de por medio vestidos con batín, es lo más. O lo que faltaba. O falta algo más? Seguro que si y que nos lo vamos encontrando.
Ahora sí que tengo que leerlo todo del tirón. No cabe duda.
En cuanto a la ilustración, para ser provisional, a mi me parece perfecta. ¿O no?
Un beso y gracias por las risas.

Mar Horno dijo...

Menudo tajo has dado hoy a Cienmanos Depropio. Terremoto que ha sacudido los cimientos de la micronovela. Aire fresco, aire surrealista. Sublime capítulo, inolvidable, lleno de guiños al universo literario y artístico. La referencia a "Un perro andaluz" lo que más me ha gustado. El juego de nombres, Salvador, Luis, Federico... Mi más sincera enhorabuena. La ilustración (provisional) de Clara magnífica. Lo mejor del domingo haberte leído. Un saludo para todos.

Rubén dijo...

Genial Depropio, con este magnífico desafio nos has dado varias pistas y has integrado a los dos grandes artistas, ese corto tendré que verlo denuevo con tu sugerente punto de vista. Tras mirar la Wiki he podido ponerle fecha a la línea de pasado,1929.
Respecto a la imagen, se ve "claramente" a Dalí aunque espero la definitiva.

Laura dijo...

El aire de esta micronovela empieza a tornarse del color de los diálogos visuales, de los tonos de las sorpresas y de la melodía de una canción larga a la que resta mucho por terminar.

Felicidades a los dos de nuevo.

Cybrghost dijo...

Ya me volví a perder :-).
La ilustración es muy bonita, pero parece estar hecha en arena arcilla o similar ¿no?.

Patricia Nasello dijo...

Depropio, Clara: caramba qué maravilla!!!!!!

El terremoto Vicente ha hecho vibrar los cimientos de Cienmanos, pero en lugar de temblar la novela somos los lectores quienes hemos quedado tiritando sobre el camino lateral que acaba de abrirse. Y Cienmanos firme, como debe ser.

Clara, imagino que lo de provisional ha de ser porque tu ilustración, magnífica, ha quedado grabada en la arena.

Felicitaciones a ambos.

JJ Campagnuolo dijo...

Guaooo que giro a dado.... es genial como al tomar parte la acción todo se activa indetenible... quedó genial el capítulo y la ilustración ha sido de lo más original y creativa... muchas felicidades a los implicados...

Ximens dijo...

Es una escena realmente impresionante este microrrelato que puede mandar a "freir por culo" el proyecto. Pero el que venga detrás que arreé. Hasta ahora solo teníamos dos fechas, 2011 y 1947. Ahora esta secuencia de 1929 que incluye dos personajes nuevos. El dibujo de Clara es extraordinario. Me gusta ese dibujo en la arena. Y de lo que ha hecho Fernando en mi modesta opinión es cargarse un proyecto, de una forma muy elegante, con un relato surrealista. Ojala esté equivocado. Capitulo a saltar. Quizás me lo expliquen.

Anita Dinamita dijo...

Me parece genial el toque surrealista, esta noche me zampo El perro andaluz a ver si así entiendo algo de la micronovela :p
La ilustración es genial ¿pintas desde la playa, Clara?
Me encanta este toque de domingo.
Abrazos

Aurora dijo...

Geniales, texto e ilustración!

Dos personajes sorprendentes en escena, que hubieran podido conocer perfectamente el secreto del viaje en el tiempo. Me gusta la referencia a la película (jamás he conseguido ver la escena inicial sin cerrar los ojos; tal vez cuando sea mayor...) y los pequeños detalles: el batín de seda, el huevo batido para el bigote, la virgen de escayola robada...
La ilustración es lo más original que he visto. ¿Por qué "provisional"?

Kum* dijo...

Bien,... hoy al leer el capítulo me salió de dentro una sonrisa y un... POR FIN. Sublime el capítulo y sublime la ilustración (provisional como todo lo escrito en la arena).

Para ambos, Vicente y Clara, mi sombrero. Para que sigan haciendo magias.

Besos payasos, sin bigote.

telmo dijo...

Yo estoy más perdido que los personajes de esta historia, tampoco sé dónde ni con quién me encuentro. Espero ver pronto luz y no liarme más en la madeja.

Un abrazo a todas y todos :D

Elysa dijo...

Sorprendente la entrada en escena de estos personajes no hay apellidos pero no puedo dejar de pensar en ciertos personajes historicos... Y ahora ¿qué? difícil lo tienen los siguientes o quizás no, más personajes para escribir...
La ilustración ¿provisional? es porque está hecha en la arena, desde luego no puede ser más original ni más adecuada para acompañar al texto.

Enhorabuena a ambos

depropio dijo...

Hola a todos:

En primer lugar, agradecer a todos vuestros comentarios y el tiempo dedicado a leer este capítulo y comentarlo. Vuestras palabras de cariño me llenan de orgullo.

La intrahistoria de este capítulo es la siguiente: hace como cosa de mes y medío vi por primera vez Un perro andaluz. Me impactó. Además, no podía dejar de asociarlo a la micronovela: hay un hombre que tiene un accidente, una mujer, otros hombres que los persiguen, hay cambios de escenario y tiempo sin ninguna lógica… No podía dejar de pensar en ello, así que escribí la historia.

¿Dinamita el proyecto, sacude sus cimientos, provoca un terremoto? Yo creo que no; es más, creo que encaja perfectamente: en 1929, alguien (un señor calvo) financia un proyecto para descubrir cómo viajar en el tiempo y está a punto de descubrirlo, pero quiere saber más y acude a Dalí y Buñuel, uno de sus científicos escapa con la fórmula y salta en el tiempo y le sigue una chica (¿una espía, una amante?) y los sicarios del hombre calvo…. A partir de aquí le corresponde a otros escribir.

Quizás mi fallo ha sido titularlo Hormigas en las manos (que me parece un título precioso) en lugar de mi idea inicial que era Preludio. Con este título creo que todos lo hubierais entendido mejor…

Ximens, no te preocupes: esta micronovela está rayuelizada: no solo puedes leer los capítulos en el orden que prefieras, sino que te los puedes saltar. Si el mío no te convence, sáltatelo. ;)

En cuanto a la ilustración, también ha sido una historia surrealista: Clara diseñó una ilustración, pero salió de viaje y se olvidó de enviarla, así que tuvo que dibujárnosla sobre la arena desde la playa en la que estaba de vacaciones. ¿A que es estupenda?

En fin, gracias mil veces a todos.

Fer

PD El detalle del huevo es cierto, me lo contó una conocida de mi madre, que había sido criada de los vecinos de Dalí...

Patricia O. (Patokata) dijo...

Guauu, que giró sorprendente, me tomó de sorpresa, muy ingenioso y original realmente!!
Felicitaciones a ambos creativos!!

La micronovela cada vez se pone más intensa!!

Un abrazo!!

MA dijo...

¡Hostias!

MariCari♥♥♥♥♥ dijo...

Ja, ja, ja.... ¡¡Perfecto mon amie!! je ,je.... Bss

MA dijo...

...¿y de verdad está hecho en la arena, Clara? ¡Increible!

Su dijo...

Qué bueno... está claro que esta historia tiene vida propia. Me encanta.

Felicidades a Fernando y Clara, vaya tándem han hecho.

Besitos

Julio Genissel dijo...

Excelente la idea de: "la piel del tiempo". Sugerente e inquietante. Adhiero a la idea de la peligrosidad de las pelirrojas, le sumaría la de las rubias y morochas, creo que también las calvas.
Felicitaciones por el texto.

Kum* dijo...

Mi querido Vicente: veo que eres de la escuela de Anita, de los que destripan los relatos, autopsia incluída, a lo vivo, todo a la intemperie. ¿Y qué hay del misterio?¿Qué le dejamos pues a la imaginación, a la posibilidad de equivocarnos?

No creo que hiciera falta explicar nada o tanto. Era todo suficientemente obvio, no explícito pero encontrable, perfectamente entendible. Qué puta manía tenéis!! con perdón y con cariño.

Cuando entenderéis que las cosas pueden amarse sin entenderse, o incluso a pesar de entenderse... mis queridos noséqués.

Besos payasos.

Rocío Romero dijo...

Hola
Llego tarde -otra vez- recién reincorporada de una semanita de vacaciones.
Fer, como siempre nos dejas a todos alucinados. Ahora que me toca escribir, tendré que ver "Un perro andaluz" por si necesito algún detalle. A mí me ha gustado mucho el toque policíaco y los diálogos ;-), y también me encanta que desveles algunos porqués (aunque nos dejes muchos otros).
Clara, tu solución sobre la arena es preciosa. Seguro que la ilustración no provisional le hace justicia, pero ésta... creo que debería quedarse también por aquí de alguna forma.
Y nada más, felicidades y muchos besos

NiñoCactus dijo...

Juas!
Nada más empezar a leer, me pregunté: ¿A quién se le ha ido la olla? Y no pude esperar a acabar así que bajé hasta la firma y..., lo que me imaginaba: Fer.
Me encanta. Cómo está escrito y lo que cuenta. Me gusta que rompa y continúe. Quizás nos habíamos encorsetado un poco en un mismo estilo, y cada cual tiene el suyo propio y su genio (como los protas del capítulo; Y como la ilustradora que me ha enamorado con esta ilustración fugaz).
Enhorabuena a los dos. Lo he pasado en grande.
¡¡GRACIAS!!

NiñoCactus dijo...

Por cierto, Fernando, apúntate el sábado a tomar algo...

Sara NY dijo...

Aunque Kum ya me ha pisado el adjetivo, no me importa repetirlo. SUBLIME. La palabra se me ha venido sóla a la boca al terminar de leerlo.
Felicidades Fer (y a Clara también por supuesto)

Anita Dinamita dijo...

Fer, ni escuches al payaso del sombrero caído... me encantan tus explicaciones y el detalle del bigote... no puedo esperar a ver Un perro andaluz!!!
A Clara y a las organizoras ¿no puede tener este capítulo dos ilustraciones?
Abrazos

Kum* dijo...

Jajajajajajaja.... no, por favor, nunca se os ocurra hacerme demasiado caso!! Ya me conocéis, son mis payasadas. Pero insisto, tanta explicación me parece una cagada, juajuajuajuajua...

Insisto, también... y sobre todo: El capítulo... Sublime.

Anita, te odio, ya lo sabes.

Besos con huevo hilado.

Clarulina dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Clarulina dijo...

Hola! Pues muchas gracias por los comentarios! Yo también creo que esta es la ilustración que debería quedarse, a mi es la que mas me gusta (por problemas con el escaner aun no he podido enviar la otra :S) y además, me gustaria decir un detalle: esta hecha en la playa de la barceloneta...
He tenido mucha suerte con Fernando, es una maravilla trabajar con textos así :)

Fortunata dijo...

Un texto lleno de guiños.... pero abierto a posibilidades para los que siguen....y puestos a dar a la imaginación esos dos personajes pueden unos plagiadores al servicio de otro y el calvo de la pistola Emilio... ¿por qué no?
Tienes razón Fer, el accidente, la sangre, el joven de la bicicleta, la mujer, las hormigas..... parece todo ello un eco. !!!felicidades!!!
La ilustración en la arena !Magnifica!
Es cierto cada capitulo es un mundo que se puede conjugar de muchas formas....
Enhorabuena a los dos
Un abrazo.

La historia continua ¿qué nos deparará?

Raúl Campos dijo...

Suscrito estoy. Me gusta.